08Jun

Miedo

Miedo es lo que hemos tenidos todos como usuarios de informática alguna vez en nuestra vida. ¿Por qué?, porque hemos perdido datos que para nosotros son sensibles y que no tienen precio; fotos de boda, de viaje, vídeos de nuestros hijos…

Es en este momento en cuando nos dicen: tienes copia de seguridad hecha, ¿no?. Y recuerdas las veces que has pospuesto hacerlo porque no lo considerabas importante o porque no encontrabas el tiempo para hacerlo. Y tú respuesta es: “No”. Así de simple y así de duro para nosotros.

Es entonces cuando nos juramos que no nos volverá a pasar lo mismo. Que no volveremos a sentir miedo cuando perdamos datos. Que vamos a controlar nuestra información. En definitiva, que vamos a ganar en tranquilidad.

Empezamos a investigar como hacer lo que hoy día se llaman Backup o Copia de Seguridad; ¿y sabéis que es lo que descubrimos?. Descubrimos que no es tan difícil como pensábamos y que deberíamos haberlo hecho antes.

Copias en la empresa

Traspasemos el concepto de información personal al de información de una empresa y veamos como una copia de seguridad se convierte, al mismo tiempo, en una necesidad y en una obligación legal.

Necesidad porque en cualquier momento puede ocurrir algo (ya sea por hackeo de nuestros servidores o página web, o por la acción de algún virus informático o porque simplemente hemos borrado algo que no debíamos borrar) y debemos restaurar cuanto antes los datos para que la empresa siga en su funcionamiento normal.

Y obligación porque con el nuevo Reglamento General de Protección de Datos (RGPD) del 25 de Mayo de 2018 y la nueva Ley de Protección de Datos del 6 de Diciembre de 2018, las empresas deben de tener copias de seguridad hechas, entre otras consideraciones.

¿Cuales son los principales puntos a tener en cuanta para hacer un backup?

  • Cual va a ser la periodicidad de las copias

  • En que tipo de almacenamiento vamos a guardarlas

Cada cuanto hacer copias

Una pregunta recurrente es cuando debemos hacer la copia de seguridad y su frecuencia.

No existe una respuesta única ya que depende de muchos factores como el tamaño de la empresa y su actividad. Siendo el mínimo imprescindible el de una copia diaria y, dentro de los diferentes tipo de copia, recomendamos que sea incremental: que copie solo los datos que han sufrido una variación desde el último backup. Así reducimos el coste de almacenamiento y el tiempo en hacer la copia de seguridad.

En cuanto al almacenamiento podemos hacerlo tanto en copias físicas en nuestra empresa, como en servidores externos (en empresas especializadas en backup o servicios cloud)

recomendamos que sea incremental: que copie solo los datos que han sufrido una variación desde el último backup. Así reducimos el coste de almacenamiento y el tiempo en hacer la copia de seguridad

Cifrando los datos nos aseguramos que en el caso de que cualquier persona pudiese acceder no le sería posible acceder a los mismos

Cifrando nuestros datos

Ya hemos decidido la periodicidad de nuestras copias y el tipo de almacenamiento. ¿Ya hemos acabado?. La respuesta es no y entenderás fácilmente el porqué. Necesitas cifrar la información para que no caiga en manos ajenas ya que no solo estás encargado de guardar la información que consigas sino que en caso de que te la roben, puedas tener la seguridad que no podrán acceder a ella.

¿Funciona mi backup?

Tampoco nos olvidemos que debe haber un proceso que revise con frecuencia la integridad de los datos almacenados en la copia de seguridad. No hay nada que moleste más que cuando vas a restaurar un backup te encuentres que hay un fallo en su integridad y no puedes usarlo.

¿Complicado?. No te preocupes. Quédate con esta secuencia: 3-2-1. Una buena estrategia es tener 3 copias de seguridad al mismo tiempo; una sería el archivo original y las otras dos, los backups.

Guarda las 2 copias en distintos soportes de almacenamiento para tener mayor seguridad en caso de que falle algún soporte. Y almacena 1 copia de seguridad fuera de la empresa.

Recomendaciones para técnicos

Te recomendamos por experiencia propia, un gestor de copias de seguridad: Restic , el cual es fácil, rápido, seguro y gratuito. Si no lo conocías échale un vistazo y si lo conocías pero no lo has usado, dale una oportunidad: no te arrepentirás.

Y acabamos con dos recomendaciones más. En este caso de almacenamiento recomendamos usar Amazon S3 del conjunto de servicios de Amazon AWS. Disponen de un cliente de terminal: AWS Cli, o usar Minio Server, que es totalmente compatible con el primero y gratuito.

Nuestro último consejo. Haz copias de seguridad si no las tienes hechas y utiliza la regla del 3-2-1 como estrategia para ello. Tu tranquilidad no tiene precio.

Si tienes dudas de cómo implementar tus backups en la empresa, disponemos de un servicio de Gestión de Backups y podemos ayudarte con la implementación o simplemente aconsejar que camino a seguir.

Escrito por: Sobadaico

Leave a comment